Los monumentos granadinos se bañan de luz con eficiencia

¿Quién ha dicho que la iluminación artística está reñida con el uso eficiente de la energía? Desde hace casi 30 años la Fundación Endesa se ha encargado de demostrarnos lo contrario.

En Granada, la más reciente edificación integrada al proyecto ha sido la Capilla Real. Gracias al convenio firmado el pasado mes de mayo, la fachada principal verá resaltados los adornos de las cresterías, las bóvedas y los motivos heráldicos que la cubren. En el diseño del proyecto lumínico se han tomado en consideración las características cromáticas del frontispicio gótico.

Veinte proyectores led  se empotrarán en el suelo de la plaza, en tanto que 18 lámparas y equipos lumínicos de larga vida complementarán el efecto. Así, el monumento completará el proyecto ornamental de la Fundación Endesa, que inició en el año 2001 con la iluminación del interior de la Catedral de Granada.

En toda la provincia de Granada se han ejecutado 23 obras de esta índole. Sólo en la capital, el listado de edificaciones beneficiadas con esta iniciativa incluye:

  • La Capilla del Cristo de la Misericordia en la Iglesia de San José de la Hermandad del Silencio
  • El Claustro del monasterio de San Jerónimo
  • Los jardines del Carmen de la Fundación Rodríguez Acosta
  • La Inmaculada de Alonso Cano de la Catedral
  • El Camarín de la Basílica de la Virgen de las Angustias
  • La Iglesia del Convento de San Antón
  • La Iglesia del Monasterio de la Madre de Dios de Comendadoras de Santiago
  • El interior de la Iglesia de San Miguel Bajo
  • La Iglesia del Divino Salvador en el Albaicín
  • La sede del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía
  • El Palacio de la Madraza

Por otra parte, en Guadix se iluminó la Catedral; en Alfacar, la Iglesia de la Asunción; así como la Alcazaba de Loja; la Iglesia de Nuestra Señora del Pilar y la Ermita de Nuestra Señora de Fátima en Víznar; la Iglesia Parroquial de la Inmaculada Concepción en Dúrcal; en Nívar, la Iglesia del Santo Cristo de la Salud ; la Iglesia de San Juan Bautista de Baza, y la Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación, en Motril.

Es importante destacar que más allá del aporte al patrimonio cultural que este programa representa, hay un componente de eficiencia energética que no puede dejarse de lado. Por ejemplo, la instalación eléctrica de la Capilla Real implica una potencia total de 3,9 kW, y se ha logrado reducir 713 KgCO2 en emisiones enviadas a la atmósfera anualmente, y representa un ahorro de más del 32% del consumo energético.

Los proyectos de iluminación de Endesa se inscriben dentro de las iniciativas culturales que adelanta la empresa. Este es uno de los cuatro ejes que desarrolla la Fundación Endesa, que se enfoca también en promover programas de Educación, Formación para el empleo y Medioambiente.

En cada uno de los casos, las actuaciones han sido posibles gracias al trabajo en conjunto con las autoridades locales y, particularmente para los monumentos religiosos, se ha con el apoyo de la iglesia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *